Vamos a tener el muro “para mantener fuera a los letales traficantes de drogas”: Trump

J. Jesús Esquivel

4 de enero de 2018


WASHINGTON (apro) – El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, insistió en su pedido presupuestal al Congreso federal de su país para que le autoricen los fondos necesarios para construir un muro en la frontera con México, ya que con ello asegura que se detendría al narcotráfico y al flujo de inmigrantes indocumentados.

“Necesitamos una barrera fronteriza física, vamos a tener el muro, recuérdenlo; vamos a tener el muro para mantener fuera a los letales traficantes de drogas, traficantes peligrosos y a los violentos cárteles de la droga”, declaró Trump durante una reunión con senadores republicanos en la Oficina Oval de la Casa Blanca.

El mandatario acotó que trabaja con el Capitolio para definir una reforma migratoria que represente los intereses estadunidenses y garantice la integridad de la seguridad nacional.

A los republicanos les recalcó que el actual sistema migratorio está obsoleto y que se requiere poner fin al proceso de cadena migratoria.

La cadena migratoria a la que se refirió Trump, es el proceso migratorio por el cual ciudadanos extranjeros naturalizados estadunidenses pueden solicitar la residencia en Estados Unidos de familiares inmediatos como sus padres o hijos menores de 18 años de edad.

“México tiene un tremendo problema con el crimen y nosotros queremos mantener fuera de nuestro país a ese mal. Necesitamos garantizar que nuestros oficiales de inmigración finalmente cuenten con los recursos, las herramientas y la autoridad que de manera desesperada necesitan para proteger la vida de los estadunidenses”, dijo Trump.

El encuentro de Trump con los legisladores de su partido es parte del proceso de negociaciones para la definición de un proyecto de ley que resuelva el estatus de residencia y laboral, de unos 800 mil inmigrantes indocumentados clasificados como soñadores (dreamers, en inglés).

El presidente de Estados Unidos dio al Congreso un plazo que vence el próximo 5 de marzo de este año para que definan un proyecto de ley que regularice la situación de los soñadores, acogidos en la Acción Diferida para los llegados en la Infancia (DACA, por sus siglas en inglés).

Trump condiciona la promulgación de cualquier proyecto de ley que reemplace a DACA a partir del 5 de marzo a la aprobación de un presupuesto para levantar el cerco en la frontera con México.

“Cualquier legislación sobre DACA debe contener el elemento de seguridad en la frontera con una ley que permita a nuestros agentes de inmigración tener los recursos que necesitan para detener a la inmigración indocumentada y a los visitantes que se quedan tras el vencimiento de sus visas. Debemos poner un alto a la cadena de migración y a la lotería de asignación de visas”, manifestó Trump.

La reunión con los senadores republicanos ocurre en el marco de las negociaciones legislativas para solventar el problema del financiamiento del gobierno federal. Los republicanos y demócratas tienen como plazo hasta el próximo 19 de enero para definir un presupuesto que mantenga en funciones al gobierno federal.

Los demócratas liderados por Nancy Pelosi y Chuck Schumer, de la Cámara de Representantes y del Senado respectivamente, se niegan a aprobar un presupuesto que contenga los mil 600 millones de dólares solicitados por Trump para edificar el muro en la frontera con México.

De no concretar un acuerdo a más tardar a la medianoche de este 18 de enero, el gobierno federal tendrá que cerrar sus puertas por la ausencia de presupuesto para financiar sus actividades.

Trump busca un proyecto de ley concentrado en seguridad fronteriza que contenga el financiamiento del cerco fronterizo, de la contratación de más agentes para la Patrulla Fronteriza, para la adquisición de tecnología y la designación de un mayor número de jueces migratorios para agilizar la deportación de Estados Unidos de inmigrantes indocumentados.