Yunes presume “armonía y tranquilidad” tras la llegada de la Policía Militar a Xalapa

Noé Zavaleta

25 de enero de 2018


XALAPA, Ver. (apro).- El gobernador de Veracruz, el panista-perredista, Miguel Ángel Yunes Linares, presumió que en la capital se respira un ambiente de armonía y tranquilidad, luego de que la Policía Militar arribó hace un par de días a Xalapa y a municipios circunvecinos.

El pasado martes 23 de enero, el escuadrón enviado por la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) hizo su entrada triunfal al zócalo de la capital del Estado, patrulló las inmediaciones de la Catedral Metropolitana, el Parque Juárez, el Pasaje Enríquez y zonas altamente seguras del primer cuadro de la ciudad, con el único fin de que cibernautas y periodistas les tomaran fotos, posteriormente la tropa castrense se fue a recorrer las colonias problemáticas de Xalapa y municipios vecinos, así como a instalar retenes de revisión vehicular en los distintos accesos de la ciudad.

Este jueves, Yunes se fue con su secretario de Gobierno, Rogelio Franco Castán, a comer gordas y picadas al mercado “La Rotonda”, para posteriormente caminar en las inmediaciones y darse un baño de pueblo. Ello, sin el aparatoso equipo de seguridad que acostumbrar acompañar.

“Hay buena presencia de las fuerzas policíacas, en especial de la Policía Militar. Se respira un ambiente de armonía y tranquilidad”, publicó el gobernador Yunes Linares en sus redes sociales, minutos después de desayunar con su subordinado en dicho mercado, acompañados de un staff de prensa.

Muy distinto el escenario de hoy al del pasado domingo, cuando a Franco Castán se le vio con una de sus hijas custodiado por un rombo de seis escoltas como cinturón de seguridad, y dos camionetas esperándolo afuera del centro comercial Plaza Américas, ubicado al sur de la ciudad, a dos kilómetros de donde integrantes de la Z35 dejaron desmembrados nueve cuerpos hace quince días.

La evidente circulación de escoltas armados en la planta alta saturada de restaurantes, tiendas de moda y un complejo de cines, para cuidar a un solo funcionario de gobierno, desató la indignación de los xalapeños.

El domingo pasado, Yunes Linares aseguró que con la instalación de videocámaras en puntos estratégicos de varios municipios de la entidad y con una plataforma de seguridad para que ciudadanos identifiquen a delincuentes y sean gratificados por dicha acción, aunado a la entrada de la Policía Militar, se pretende disminuir la inseguridad en Veracruz.

En rueda de prensa al término de la reunión del Grupo de Coordinación Veracruz, Yunes aseguró que la semana anterior se dieron fuertes golpes a la delincuencia.

Explicó que se abrirá la página www.veracruz.gob.mx/seguridad/recompensas para presentar imágenes de videocámaras y ofrecer una gratificación a quien aporte información para capturar delincuentes.

En el número 2151 de Proceso, en circulación esta semana, se aborda la crisis de inseguridad que enfrenta actualmente Veracruz con más de dos mil 400 homicidios y cinco organizaciones delincuenciales que operan y pelean el territorio veracruzano por el control de las actividades ilícitas.

Yunes presumió hoy que en Acayucan, la Policía Federal aseguró 24 mil 500 litros de precursores químicos que se utilizan para la elaboración de drogas sintéticas.

En la zona conurbada Veracruz-Boca del Río se liberó a una empresaria plagiada y se detuvo a cuatro de sus secuestradores. También, se logró la captura de los responsables del homicidio de un médico ocurrido el año pasado.

Durante la rueda de prensa se mostró un video en el que se distingue a las personas que arrojaron los nueve cuerpos en la colonia El Tejar de Xalapa la semana pasada. También se presentó otro video sobre hechos ocurridos en Amatlán de los Reyes, en el que un grupo de ocho personas llegan en varios vehículos a un lavado de autos y ejecutan a cuatro integrantes de una banda dedicada al robo en carreteras.

El arranque del 2018 significó una crisis en materia de seguridad para el gobierno de Veracruz. En los primeros 12 días del año, 12 cabezas con cuerpos desmembrados fueron dejados en vehículos abandonados; estos homicidios fueron atribuidos al Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG).

En Veracruz, el dolor de cabeza del gobierno de Yunes Linares en sus primeros 13 meses de gobierno ha sido la seguridad, rubro que en campaña el propio Yunes prometió apaciguar en seis meses.

Estadísticas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) muestran que se han cometido dos mil 414 asesinatos –en declaraciones de Yunes, el 70 por ciento de ellos se trata de sicarios del crimen organizado y trabajadores de la delincuencia– y 178 secuestros.